Cinco técnicas para fortalecelos hábitos de estudio en Casa 

Que niños y adolescentes logren un estado de concentración total para sus labores escolares no es una tarea fácil, a continuación, te presentamos algunas recomendaciones que podrían ser provechosas.

Uno de los principales cambios en la cotidianidad de las personas a raíz de la emergencia sanitaría por el Covid – 19, es el de la asistencia presencial a las instituciones educativas por parte de los alumnos.

Evitar el contacto social conllevó a que las clases se trasladarán del campo real al virtual y por ende lograr la adaptación de este escenario para estudiantes, padres y maestros ha sido un desafió del sistema educativo.

En nuestro Colegio Internacional Camino a la Cima, tenemos claro lo que esto implica y para ello hemos creado un Plan de Aprendizaje Digital con un amplio portafolio de recursos didácticos, plataformas interactivas y nuevas metodologías de enseñanza, enmarcadas en potencializar y promover el desarrollo de virtudes de nuestros alumnos.

Dentro de este portafolio también están inmersas diferentes herramientas para hacer esta nueva aventura más llevadera y que fortalezcan los hábitos de estudio en el hogar. 

Habilitar una zona especifica

Afianzar la idea de que mi casa será de ahora en adelante mi nuevo salón de clases no resulta fácil para todas las personas por los muchos distractores que impiden una buena concentración, por lo cual una de las técnicas es dedicar un espacio propio como zona escolar y que ésta se respete por todos los miembros de la casa.

Entre las características que debe tener ese nuevo espacio están:

  • Un escritorio y una silla con las dimensiones suficientes para que garantice una buena postura
  • Buena iluminación además de una lampara adicional por si es necesario estudiar de noche
  • Una conexión eléctrica múltiple, ya que son varios los dispositivos que se conectan al tiempo, además se debe procurar tener una caja de cables para que estos no resulten estorbosos.
  • Disponer de una cajonera o cajas organizadoras para tener a la mano todos los materiales a utilizar y poderlos ordenar como se prefiera para ser encontrados rápidamente
  • Escoger un lugar donde no todas las personas deban transitar ya que resultaría incomodo ser interrumpido mientras se recibe la clase.
  1. Establecer el horario de clases

Crear un calendario de estudio y ubicarlo en un lugar visible dentro de la casa resulta muy útil para recordar fechas y compromisos importantes; sin embargo, es importante que cada miembro de la familia tenga su propio cronograma y así no caer en el error de confundir tareas.

También se recomienda elaborar un plan de estudio con objetivos por día y semana, identificando el momento, lugar y horario del día que le resulte más productivo, separando el tiempo correspondiente a las clases y el tiempo libre, garantizando de está manera los momentos de descanso que son necesarios para el fortalecimiento mental y físico de cada persona.

Uno de los ‘Tips’ más recomendados en este punto es tener ciclos de estudio de 40-45 minutos, con pausas cortas de por medio.

  1. Alimentación en orden

Otro aspecto importante es la alimentación y su relación con el rendimiento académico, situación que durante la pandemia se convirtió en un reto para los padres y jefes de hogar, toda vez que tener a sus hijos en casa los hace responsables directos de su nutrición durante todo el día.

Por lo anterior, resulta significativo que se transmitan estilos de vida saludables, brindándole a los estudiantes una alimentación balanceada con la adquieran la energía necesaria para afrontar los desafíos escolares.

Pero no lo convierta en una ‘dictadura alimenticia’ y de vez en cuenta deje espacio a las deliciosas recompensas.

  1. Esté siempre listo para la ocasión

El hecho de que la educación se haya trasladado del colegio al hogar, no quiere decir que se deban pasar por alto los principios básicos de higiene y orden, por lo que resulta indispensable mantener las prácticas de limpieza, como el baño diario antes de arrancar la jornada.

De igual manera, se debe procurar tener aseada la zona designada para recibir clases y continuar con los protocolos de autocuidado.

  1. Evite distracciones

 Es indispensable que durante las horas designadas para asistir a clases se eviten totalmente las distracciones como juguetes, televisión, celular, juegos electrónicos o la navegación en redes sociales o páginas web diferentes a las plataformas educativas, que roben la atención o hagan que el alumno pierda la dedicación.

Finalmente, recuerde que el ejemplo es la mejor estrategia para lograr un ambiente de amor e incondicionalidad durante está época de crisis e incertidumbre, no tema en convertirse en un modelo de respeto y dedicación para su familia que los ayude a adaptarse de una manera más amena a esta nueva normalidad.

By |2021-03-17T15:37:35-05:00diciembre 3rd, 2020|Noticias|
Go to Top